Beneficios de salud física y emocional al usar una Faja Panty

0

Es probable que hayas oído hablar de las fajas en relación al desgaste físico de la forma. Sin embargo, debido a la noción prevaleciente de que el desgaste de la forma es bastante perjudicial para el cuerpo, es posible que hayas desechado la idea de usarlas.

Bueno, eso no es del todo cierto. Las fajas pueden ser beneficiosas para tu salud general si se usan de manera correcta. Lo primero que nos viene a la mente cuando pensamos en ellas es que nos ocultan cualquier signo de grasa no deseada y nos dan esa forma de muffin y dan la ilusión de un tamaño de cintura más pequeño. Sin embargo, un estudio que profundiza en este tema revela que puede haber efectos positivos más serios al llevar una faja.

Especialmente la Faja Panty en concreto, puede ser tu solución integral a muchos problemas. Salvo que comiences a usarla, no podrás deshacer los mitos que lo rodean. La mayoría de las personas que eran reacias a probar una faja se enamoró de ella al final. Ahora se ha convertido en parte de su atuendo diario, y es un hábito del que no quieren deshacerse. Hay un efecto psicológico al usar una faja y termina siendo tan natural que olvidas por completo tu anterior incomodidad.

Por supuesto, no te darás cuenta de esto nada más comenzar a usar una Faja Panty. Sin embargo, pronto se convertirá en uno de sus objetos favoritos, abrazándolo como si de una nueva experiencia se tratara. Lo más importante a recordar en este caso es que a menos que la uses de manera correcta, la Faja Panty actuará como un obstáculo.

Beneficios

Si aún no estás convencido, te explicamos aquí algunas de las ventajas de usar una Faja Panty.

Soporte

El apoyo puede no ser siempre necesario, aunque no podemos negar que viene bien. La ligera, pero firme presión de una faja se asemeja a la de un abrazo, que puede ser reconfortante emocionalmente para algunos. Algunas personas sienten que su Faja Panty le proporciona una presión terapéutica que incluso puede proteger contra la ansiedad y los ataques de pánico. Esta sensación de confort ayuda a mantener a la gente en una situación de estrés durante todo el día.

Además de este efecto emocional, la Faja Panty realza su figura y evita que se pierda la forma. A menudo, se recomienda a los pacientes que usen una faja después de las operaciones quirúrgicas, porque ayuda a que el cuerpo se cure más rápidamente. La clave es relajarse y dejar que la faja haga su trabajo. No debe forzarse el cuerpo a realizar ningún un esfuerzo adicional.

Ayuda a tu postura:

Hay Fajas Panty de diferentes tipos y formas. Puedes elegir una libremente con la que te sientas cómodo. Sin embargo, si usas una faja que sube por la espalda, puede ayudarte a evitar fatales lesiones perjudiciales para la columna vertebral al proporcionar soporte lumbar adicional.

Sabemos que esto puede sonar milagroso, pero en realidad se trata de ciencia básica. Una gran cantidad de problemas a los que nuestro cuerpo se enfrenta, se pueden atribuir a posturas incorrectas que ejercen una presión innecesaria sobre tus músculos y huesos.

La corrección de las posturas dañinas puede ser un proceso tedioso, y la Faja Panty proporciona ese apoyo y firmeza adicional, que lo hace más fácil al darle poca maniobrabilidad y espacio para movimientos. Además del dolor de espalda, usar una faja regularmente también puede ayudar con los siguientes problemas:

  • Dolor por escoliosis
  • Dolores de cabeza y migrañas
  • Tensión en cuello y hombros
  • Presión sobre articulaciones

Una postura corregida y un soporte adicional en la espalda pueden hacer maravillas para tu físico.

Apoya el abdomen

La Faja Panty también ampliará tu poder para proporcionar un fuerte soporte en la parte delantera de tu cuerpo. Así mismo, cuidará tu abdomen. Esto te ayudará a detener y a mantener la atención en la parte superior de tu cuerpo, que a menudo no recibe toda la que sería adecuada. La parte superior del torso también recibe el soporte que necesita, por lo que tu espalda queda libre de cualquier presión adicional. Este soporte sólido es especialmente beneficioso para los pacientes que se recuperan tras una cirugía.

Facilita la pérdida de peso:

La Faja Panty no es un dispositivo mágico que te ayudará a deshacerte de todos tus kilos sin que pongas ningún empeño o esfuerzo. Por el contrario, puede ser un acompañante confiable en tu viaje de pérdida de peso, que te ayudará a recordar los objetivos y reducirá tus posibilidades de desencaminarte.

Una faja no es un reemplazo de una dieta controlada, pero sí te ayuda a controlar tus ganas de consumir alimentos, debido principalmente a la presión del área sobre tu estómago. Recibes un recordatorio de cuánta comida puedes consumir. Usar una faja también te ayuda a hacerte una idea de cómo te verías tras ponerte en forma, lo que sirve como una motivación muy fuerte. Es una herramienta de pérdida de peso no perjudicial que está ganando popularidad otra vez y que definitivamente agregará algo adicional a tu programa.

Incrementa la auto-confianza:

Mirar y sentirse bien a menudo es directamente proporcional a nuestra productividad. Si te sientes más seguro de ti mismo, podrás abordar mejor las interacciones sociales y las tareas más difíciles.

Eres una persona linda por dentro y por fuera con o sin una Faja Panty, pero la faja satisface esa vanidad interior de la que todos disponemos. Una postura recta y sensata también llevará a otros a verte como una persona confiada y seguro de ti mismo.

Una Faja Panty puede ser un lujo, pero no perderá su encanto con el tiempo. Es por ello que puedes continuar y comprar una faja si quieres regalarle algo especial a tu cuerpo. Incluso si resulta ser un poco difícil usarlo y requiere mucho tiempo, mantén una mente abierta y no tires la toalla. Pronto podrás relajarte y llegará un día en el que ya no podrás imaginarte vistiendo sin tu Faja Panty.